Consejos, Técnicas

Puntos deslizados para trabajar el color

Las técnicas para trabajar con varios colores suelen ser de las favoritas de las tejedoras. Es pura diversión poder disfrutar de un trabajo en colorwork o intarsia, pero hay otras maneras de trabajar el color y crear dibujos, como por ejemplo la técnica slip-stitch, es decir, a través de puntos deslizados.

Hay muchas combinaciones posibles.

Para ver un ejemplo hemos tejido una muestra con nuestra calidad más reciente: Meriwash, que nos tiene a todos enamorados y queremos tejerlo todo con ella. 

¿Qué vas a necesitar?

Dos colores de Meriwash, nosotros hemos seleccionado el Sage Green como color principal, y el Mustard como color secundario.

Tus agujas circulares o rectas.

Y ganas de aplicar nuevas técnicas, eso que nunca falte.

Tienes que tener en cuenta que debes utilizar un nº de puntos múltiplo de 4.

Vamos con el paso a paso.

¿Qué abreviaturas vamos a emplear?

pd.: punto derecho

pr.:  punto revés.

pr. des. h. det.: desliza un punto del revés sin tejer, con la hebra por detrás de la labor.

pr. des. h. del: desliza un punto del revés sin tejer, con la hebra por delante de la labor.

cp.: color principal (Sage Green)

cs.: color secundario (Mustard)

*_*: repetir lo que esté indicado entre asteriscos.

Monta 28 p.

V1. cp. pr

V2. cp. *3 pr. / 1 pr. des. h. det.* Repite *_* hasta el final de la V.

V3. cs. * 1 pr. des. h. del./ 3 pr.* Repite *_* hasta el final de la V.

V4. cs. * 3 pd./ 1pr. des. h. det.* Repite *_* hasta el final de la V.

V5. cp. pr. 

V6. cp. pr.

Puedes continuar el motivo, o bien dejarlo como un borde colorido en una prenda de un solo color. En nuestra caso hemos continuado en punto liso. 

Con este tipo de puntos puedes trabajar prendas completas, puedes aplicarlo en detalles o en una prenda de bebé, por ejemplo. 

Lo mejor de este tipo de puntos es que se memorizan rápido, pero además son entretenidos de tejer. 

También puedes utilizar más de 2 colores, buscar una gama cromática acorde a tus gustos y crear un bonito proyecto colorido. 

La clave está en que tengas en cuenta los puntos deslizados, sigas las indicaciones colocando la hebra por delante o por detrás de la labor, y consigues ese efecto de puntos “estirados”. 

¿Has disfrutado de esta nueva manera de trabajar el color con las dos agujas?

Esperamos que sí, como siempre si lo pones en práctica no dejes de mostrarnos tus resultados en Instagram @knitive.

Si continúas navegando en esta web, es que aceptas que usemos cookies o tecnologías similares para poder medir qué te gusta ver y hacer estadísticas. A nosotros nos ayuda a poder medir audiencias para ofrecerte contenidos acordes a tus intereses. Para más información, consulta nuestra Política de Privacidad y Cookies

Acepto