Consejos, Técnicas

Cómo recuperar un punto con tu aguja de crochet

Si alguna vez se te ha escapado un punto mientras tejes, o si bien se ha ido deshaciendo y no te has dado cuenta hasta varias vueltas después, no pasa nada, hoy te enseñamos a recuperar esos puntos rebeldes o que han decidido ir por libre, con ayuda de la aguja de crochet.

La aguja de ganchillo es una gran aliada de las dos agujas, por eso hemos incluido un bonito diseño de bambú en nuestra tienda online, puedes ver todas nuestras agujas aquí.

Vamos a ver primero cómo recuperar correctamente un punto que se ha perdido cuando estamos tejiendo en punto derecho.

En esta imagen puedes identificar claramente cómo se ve un punto que se ha deshecho.

En las siguientes imágenes veremos paso a paso cómo introducirlo de nuevo en la aguja y que aparezca tejido.

Paso 1: introduce la aguja de crochet por el punto que se ha deshecho.

Paso 2: identifica la hebra de la vuelta en la que perdiste el punto.

Paso 3: coloca el ganchillo de manera que puedas enganchar la hebra, llevándola de delante hacia atrás.

Paso 4: saca la hebra por el punto correspondiente.

Paso 5: sin sacar el ganchillo del punto debes pasarlo a la aguja izquierda.

Ahora ya puedes tejer el punto al derecho y continuar tu proyecto con tranquilidad.

¿Y cuándo tejemos en punto liso?  Vamos a verlo también paso a paso, ya que hay algunas diferencias.

Paso 1: introduce la aguja de ganchillo por el punto de la vuelta anterior y engancha la hebra del punto perdido.

Paso 2: tienes el punto de la vuelta anterior y la hebra con la que tejer el que se ha escapado en tu aguja de crochet.

Paso 3: saca la hebra de detrás hacia delante para que el punto quede como una espiga de punto liso.

Paso 4: coloca el punto en la aguja izquierda para poder tejerlo y continuar con tu proyecto.

Hemos ilustrado este truco con puntos básicos, pero realmente tener tu aguja de crochet como herramienta auxiliar te puede salvar de más de un apuro a la hora de tejer.

Recuperar tus puntos y saber la dirección en la que debes introducir la aguja para poder continuar tejiendo tu proyecto como si nada hubiera pasado es, ahora, más fácil. ¡No siempre hay que deshacer!

Esperamos que te haya sido útil y que tus proyectos con Knitive vayan estupendamente. No dejes de contarnos tus avances en Instagram y síguenos en @knitive.

Si continúas navegando en esta web, es que aceptas que usemos cookies o tecnologías similares para poder medir qué te gusta ver y hacer estadísticas. A nosotros nos ayuda a poder medir audiencias para ofrecerte contenidos acordes a tus intereses. Para más información, consulta nuestra Política de Privacidad y Cookies

Acepto